También hay días para la tristeza.

Hoy, estaba limpiando la olla en la que había cocinado y me entró una profunda tristeza.
Era una olla muy pequeña, señal inequívoca de que ya no cocinas para una familia, puede parecer una tontería, pero estos pequeños detalles van minando la alegría.
Acabas pensando, para que voy a cocinar, me hago cualquier cosa, día tras día.
Además hay otra cosa muy importante, que convierte al hecho de alimentarse en una fiesta, comer en compañía. Son aquellas pequeñas cosas (como decía Serrat) que nos dejo un tiempo de rosas.
Bueno por lo menos cuando viene el otro prenda como en compañía aunque utilice la olla pequeña.
Como se nota que hoy me vuelvo a quedar sólo.
Reflexión del día : Disfruta cada segundo y tendrás unos bonitos recuerdos.
 
Imagen
 

Esta foto la hice en Múnich, en el recinto de la feria de la cerveza, cuando la hice sabia que algún día me sentiría así. 

Anuncios

Un comentario en “También hay días para la tristeza.

  1. Prenda, esta entrada me parece pura poesía… me ha encantado… tus entradas son escuetas y esenciales y vas a lo más hondo.Gracias por estar aquí, en este mundo, y gracias por compartir con los demás pensamientos, emociones, tu verdad. ¡Eres grande!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s